Edición N° 143 -

Pedro Manuel Ficarelli: Un precursor de la aviación casi olvidado.

Pedro Manuel Ficarelli: Un precursor de la aviación casi olvidado.

Nació en Casilda el 17 de junio de 1895. Hijo de Pedro Ficarelli y Catalina Agoletti. Fue bautizado en nuestra Iglesia “San Pedro”. Vivió en nuestra ciudad en la calle Mendoza 1128. Luego se traslada a Rosario, donde comienza la actividad aeronáutica y se recibe como piloto e instructor de vuelo en Castellar (Bs. As.)

Nació en Casilda el 17 de junio de 1895. Hijo de Pedro Ficarelli y Catalina Agoletti. Fue bautizado en nuestra Iglesia “San Pedro”. Vivió en nuestra ciudad en la calle Mendoza 1128.
Luego se traslada a Rosario, donde comienza la actividad aeronáutica y se recibe como piloto e instructor de vuelo en Castellar (Bs. As.)
En un comienzo desarrolla su profesión tanto en Buenos Aires como en Rosario, realizando frecuentes vuelos a Casilda.
Era considerado uno de los mejores pilotos de entonces. La Compañía francesa postal en 1927 comienza sus vuelos exploratorios POR LA RUTA DE LA COSTA DE BRASIL, desde el norte a Uruguay y más tarde hacia Bs. As. Y Ficarelli realiza el 1er. Vuelo.
Es designado por nuestro país para la diagramación de los lugares de los futuros aeropuertos en la Patagonia. Más tarde, “Aeroposta Argentina” pionera en la aviación aerocomercial lo designa para inaugurar el primer vuelo entre Buenos Aires y Asunción del Paraguay. El 16 de agosto de 1929 durante un vuelo a dicho país, sufre un accidente aéreo, perdiendo la vida en la zona serrana de Japucay (Paraguay)
Sus restos descansan en el cementerio “La Piedad” de Rosario. Es considerado la primera víctima de la aviación local.
Recién en 1995 en el aeródromo de Casilda, se coloca una placa en su memoria. En Rosario, una calle del Barrio Ludueña fue designada como “Aviador Ficarelli”. En Casilda, la cortada que une las calles Cerrito y 9 de Julio, entre Dante Alighieri y Est. Zeballos desde el año 2000 fue designada con el nombre de “Pedro Ficarelli”
Prof. Hugo Tosticarelli

Posts Carousel

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *